jueves, 10 de marzo de 2016

Recetas saludables: Garbanzos con huevo y jamón

En nuestro afán de comer de forma saludable estamos descubriendo recetas al alcance de todos, con esto lo que quiero decir es que no hace falta ser cocinillas ni muy lucho en las artes culinarias. Se hacen muy rápido y el resultado es de cine. 

Como nos gusta compartir nuestros conocimientos y ya son varias las personas que nos lo han pedido, cada semana vamos a ir compartiendo platos nuevos para que podáis comprobar vosotros mismos lo sencillo que es y os pongáis manos a la obra. 

A esta nueva sección la vamos a llamar Recetas Saludables.


En casa si pensamos en garbanzos quiere decir que vamos a comer cocido y si pensamos en lentejas que vamos a comer lentejas de toda la vida, de esas con chorizo y jamón... Bendita dieta mediterránea que nos hace descubrir platos nuevos, sabrosos, diferentes, equilibrados y muy fáciles de hacer. Hoy un plato delicioso, Garbanzos con jamón y huevo.

Suena bien ¡verdad? Pues sabe mejor

Ingredientes para 4 personas

2 cucharadas de aceite de oliva
Sal
Garbanzos cocidos (puede ser 1 bote o que los hayamos cocido previamente)
2 lonchas de jamón serrano
4 huevos

Elaboración

Lo primero que necesitamos son los garbanzos cocidos. Se pueden usar de dos formas, por un lado el bote que venden ya con los garbanzos cocidos envasados al vacío que antes de usarlo hay que lavar muy bien los garbanzos. o podemos cocer nosotros con anterioridad los garbanzos. 

Tengo que decir que los de bote no saben nada mal y es una forma muy socorrida para cocinar de manera rápida. Como a nosotros nos gusta mucho cocinar y no tenemos mucho tiempo, lo que hacemos es cocer una olla de garbanzos y luego meterlos en bote de cristal y envasarlos al vacío para usarlos el día que nos apetezca.

Aclarado esto pasemos a la receta.

Ponemos en la sartén las dos cucharadas de aceite de oliva y freímos el jamón serrano cortado a tacos (se pueden usar también el jamón que venden ya cortado) Una vez rehogado añadimos los garbanzos (cocidos y bien lavados) le damos un par de vueltas para que coja el sabor del jamón. Posteriormente ponemos los huevos sobre los garbanzos y el jamón para escalfarlos, tapamos la sartén con una tapadera para que con el vapor se cuaje la yema. Rectificamos de sal y listos para comer.

Os aseguro que están de vicio. ¡Que aproveche!

8 comentarios:

  1. Qué fácil y delicioso. Con lo que me gustan a mí los garbanzos. Apuntada!! :D

    ResponderEliminar
  2. A mi me encantan también los garbanzos y así con huevos fritos la verdad nunca los hice, apuntado queda.

    ResponderEliminar
  3. Qué fácil, pues creo que mañana mismo lo probamos!

    ResponderEliminar
  4. Qué fácil, pues creo que mañana mismo lo probamos!

    ResponderEliminar
  5. Prepara un plato en la mesa que voooooooy! ;)

    ResponderEliminar