jueves, 11 de julio de 2013

¿Angelito o demonio?


¿Angelito o demonio?




Con la llegada del verano mi hija se ha soltado la coleta y lo que parecía un ángelito en toda regla ahora se ha convertido en un ser irreconocible, cual gremly recién mojado por el agua, la diferencia está en que no sé cual es su agente peligroso, la arena, la sal, el mar, el sol, uno de ellos o todos juntos…



Asi me imaginaba yo en la playa


Y yo que me visualizaba este verano debajo de una sombrilla, sentada en mi tumbona frente al mar y con la niña saltando y jugando en la arena cual sirena, preocupándome tan sólo de las tomas del más pequeño… vamos, una ilusa total…  ¿eso puede existir?





He pisado la playa, claro que sí  y he estado debajo de la sombrilla pero me he dedicado a quitar mocos, comer arena, limpiar arena, agobiarme porque se me ha escapado uno, otro le está metiendo la pala por la boca a su hermana y la otra está venga a comer arena,  entender los lloros, echar cremas, hinchar manguitos y flotadores, mirar el reloj para ir a ver si el más pequeño tiene necesidad de la teta de su madre, aguantar rabietas sin sentido de repente y sin venir a cuento…

Mi hija ha sido juntarse con los primos y convertir la casa en su fuerte vaquero, ya se encargó ella de marcar el territorio los dos primeros días, dejándole todos los dientes marcados a su primo. Y el pobre aún la busca y le pone la mejor se sus sonrisas (soy yo y la mandaba poco lejos) Hacen una pareja de escándalo, parecen Pili y Mili… y van a todos sitios juntos.

Me tiene…claro, esta no es su casa habitual y encima está con los primos. Así que las reglas parece que no las tiene claras. Hace lo que quiere y si le regaño me mira como si la cosa no fuera con ella.

Las horas de las comidas se me hacen eternas y siempre da la casualidad que le pasa algo muy grave cuando su hermano está en plena rabieta. Salta en los sofás haciendo malabares  y yo la visualizo abriéndose la cabeza, persigue al perro y le intenta pegar, corre por el jardín detrás de los gatos  y les grita para que vengan, se pelea con los primos por los colores, los muñecos, los folios, el agua, la bañera no la quiere ver ni en pintura… En una semana está pisando más la cuna de castigo que en toda su vida.
Los tres elementos en plena acción

Eso si, no todo es tan malo y siempre me regala algún momento. Por las mañanas me parto cuando se va con su primo a la ventana del salón y hacen un concurso de a ver quién grita más, Hola, hola, hola, hola….

Se sientan en unas hamacas del jardín y se tiran un rato hablando, es digno de oír… porque aunque no lo entendamos ellos por lo visto sí que lo hacen y se contestan y ponen caras y hacen gestos.

Hoy se han ido a la piscinita del jardín y la han vaciado con los cubos, lo que empezó regando las plantas terminó mojándose ellos tres con la ropa puesta y venga a partirse de risa. Yo no he podido hacer otra cosa que reírme con ellos.


Noooooo que vuelva mi angelito por favorrrrr
Aún así hay días que quiero tirar la toalla…se me están haciendo bien duros los primeros días de vacaciones…. 
Espero que vuelva el angelito.

4 comentarios:

  1. Normal que se te haya alterado con el calor. Espero que la novedad de los primeros días se le vaya pasando y que tú también puedas disfrutar de tus vacaciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno... la verdad es que ahora te puedo decir que la cosa ha mejorado mucho muchisimo, mi hija etsá más tranquila y los primos también. Estoy disfrutando algo más... muchas gracias guapa

      Eliminar
  2. los niños con el calor y saliendo de casa es normal que disfruten de una fiesta y sean un poquito bichos, como le digo a mi niña de 12 meses. Donde vas bichoo...... jeee, suerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. claro que si :) si es que el agua da mucho juego

      Eliminar